miércoles, 14 de agosto de 2013

TORTUOSA APROXIMACIÓN A LA DESIDIA


Miles de sensaciones me inundan,
sudo sentimientos por todos los poros de mi corazón
... y pienso, pienso tanto, continuamente pienso,
... y mis sentimientos y mis pensamientos
me susurran torrentes de cosas que decir.

Pero no puedo hablar
a los oídos que quisiera,
y me da tanta, tanta, tantísima pereza
ponerme a escribir.

Quisiera dejar de pensar
para sólo soñar,
para sólo mirar.

(Tano)

1 comentario:

Antonio Fco Buitrago Fernandez dijo...

Me da a mí, que esa cabecita jamás podrá dejar de pensar. Buen poema, me gusto mucho, pero esa cabecita...

un abrazo padre Tano