miércoles, 9 de julio de 2014

TU ESTELA


No hay fuego que no haya nacido de algún corazón
ni cántaro moldeado sin tu presencia en el barro.

Vueltas y vueltas buscando una razón para abandonar
y siempre la misma respuesta: 
ninguna,
y siempre el mismo destino: 
tú.

Mi mirada, antaño de voraz depredador,
ya sólo distingue una imagen:
tu dorso;
mi olfato, un aroma:
tu estela.

(Tano) 8-7-2014

2 comentarios:

Anónimo dijo...

¡¡Hermoso poema Tanito!!! Vivi

rosario vecino dijo...

preciosura,grande poeta